La Iglesia Católica y las catacumbas de hoy

Autor: CATURELLI, ALBERTO

Editorial: GALDIUS

I.S.B.N: 979-9509674806

Nro. de Páginas: 347

Tamaño: 14 x 29 cm

Tapa: Blanda

Idioma: ESPAÑOL

 

SINÓPSIS

Entonces el Señor dijo a Pedro de noche en una visión: No temas, sino habla y no calles” (Act. 18, 9). El Apóstol había sido rechazado por los judíos de Corinto y aunque se había “dado todo entero a la palabra” (v. 5) su cosecha parecía nula y entonces decidió dirigirse a los gentiles.

Este mandato se dirige principalmente a los apóstoles que tienen el sacerdocio ministerial y, por eso, participan realmente de la autoridad de Cristo; pero también alcanza a todo cristiano que tiene el sacerdocio común de los fieles. Sus deberes y funciones tienen su fundamento sacramental en el Bautismo y en la Confirmación. De modo que la exhortación a no temer, a hablar y no callar, a todos obliga; el hablar, el no callar no se refiere solamente a la fiel transmisión del depósito revelado sino también (aunque en el fondo sea lo mismo) a la vida concreta, a la docencia, a la defensa de la fe y de la Iglesia, a los pequeños asuntos cotidianos que son un hablar explícito y doctrinal. Todos estamos llamados. Y el mandato de no callar a todos nos obliga, siempre que tengamos algo de qué hablar.

De eso se trata. El autor ha tenido algo de que hablar en el seno de la vida de la Iglesia; por eso no calla. Del Inevitable no-callar ha nacido este libro.

La obra reúne trabajos distribuidos en dos tiempos: un de reflexiónes formuladas y publicadas en los años 1973 y 1974; otro, al cabo de más de treinta años de distancia, constituido por trabajos publicados en la década del noventa hasta el año 2006.

Quienes aman y defienden la Iglesia saben que les espera la “conspiración del silencio” que denunciaba San Pío X. Pero nada puede hacerles perder el humor cristiano. También el humor va implícito en la exhortación paulina: “No temas, sólo habla y no calles”. Al final, hablará Él.

La Iglesia Católica y las catacumbas de hoy

$600,00
La Iglesia Católica y las catacumbas de hoy $600,00
Entregas para el CP:

Medios de envío

La Iglesia Católica y las catacumbas de hoy

Autor: CATURELLI, ALBERTO

Editorial: GALDIUS

I.S.B.N: 979-9509674806

Nro. de Páginas: 347

Tamaño: 14 x 29 cm

Tapa: Blanda

Idioma: ESPAÑOL

 

SINÓPSIS

Entonces el Señor dijo a Pedro de noche en una visión: No temas, sino habla y no calles” (Act. 18, 9). El Apóstol había sido rechazado por los judíos de Corinto y aunque se había “dado todo entero a la palabra” (v. 5) su cosecha parecía nula y entonces decidió dirigirse a los gentiles.

Este mandato se dirige principalmente a los apóstoles que tienen el sacerdocio ministerial y, por eso, participan realmente de la autoridad de Cristo; pero también alcanza a todo cristiano que tiene el sacerdocio común de los fieles. Sus deberes y funciones tienen su fundamento sacramental en el Bautismo y en la Confirmación. De modo que la exhortación a no temer, a hablar y no callar, a todos obliga; el hablar, el no callar no se refiere solamente a la fiel transmisión del depósito revelado sino también (aunque en el fondo sea lo mismo) a la vida concreta, a la docencia, a la defensa de la fe y de la Iglesia, a los pequeños asuntos cotidianos que son un hablar explícito y doctrinal. Todos estamos llamados. Y el mandato de no callar a todos nos obliga, siempre que tengamos algo de qué hablar.

De eso se trata. El autor ha tenido algo de que hablar en el seno de la vida de la Iglesia; por eso no calla. Del Inevitable no-callar ha nacido este libro.

La obra reúne trabajos distribuidos en dos tiempos: un de reflexiónes formuladas y publicadas en los años 1973 y 1974; otro, al cabo de más de treinta años de distancia, constituido por trabajos publicados en la década del noventa hasta el año 2006.

Quienes aman y defienden la Iglesia saben que les espera la “conspiración del silencio” que denunciaba San Pío X. Pero nada puede hacerles perder el humor cristiano. También el humor va implícito en la exhortación paulina: “No temas, sólo habla y no calles”. Al final, hablará Él.