La tierra de los colores

Autor: CHESTERTON, GILBERT KEITH

Editorial: VÓRTICE

I.S.B.N: 978-9879222317

Nro. de Páginas: 224 

Tamaño: 21 x 15 cm

Tapa: Blanda

Idioma: ESPAÑOL

 

SINÓPSIS

Maisie Ward (1889-1975), Amiga de Chesterton de su esposa Frances, y autora de la mejor biografía que se ha escrito sobre él, publicó en 1938, ya fallecido el autor, esta colección de cuentos, poemas, ensayos y dibujos, The Coloured Lands. De ella es también la bella introducción que inaugura el libro. Los lectores encontrarán aquí a Chesterton en diversas etapas de su vida, desde el período escolar a sus últimos años, antes y después de su conversión: ensayista, narrador, poeta, dibujante, testigo, siempre desbordante de humor y amor a la vida y al hombre, siempre niño y asombrado ante las maravillas de lo visible hilo invisible. “ Chesterton vivió entre ventana y mirando hacia afuera, un mundo de realidades. Veía cómo estas realidades eran las raíces de una fantasía fructífera”, dice Maisie. Todo en él es exuberante y feliz, certero de incuestionable. Para comprobarlo no hace falta más que abrir este libro y entrar en su mundo. A las pocas páginas se descubrirá que es el nuestro, aunque lo hayamos olvidado.

 

BIOGRAFÍA

Nació en Londres el 29 de mayo de 1874. En 1901 se casó con Frances  Blogg y en 1922 se convirtió a la fe católica. Murió en Beaconsfield el 14 de junio de 1936. Además de una innumerable cantidad de artículos, narraciones, poemas y dibujos, fue autor de más de cien libros. Entre los más conocidos: El hombre eterno, Ortodoxia, Santo Tomás de Aquino, San Francisco de Asís, La esfera y la cruz, El hombre que fue jueves,  La superstición del divorcio, las biografías de Dickens, Chaucer Stevenson, y la serie del Padre Brown. En la Argentina Tuvo una gran influencia sobre muchos pensadores y artistas, que no dejaron de rendirle un agradecido homenaje: Castellani, Bernárdez, Anzoátegui, Borges, Etcheverrigaray, entre otros. Esa influencia lejos de atenuarse, permanece viva e inalterable merced a las sucesivas ediciones de sus libros, la evocación constante de su pensamiento y de sus sentencias tan agudas como jocosas, y el conocimiento cada vez más amplio de su vida y su obra.

La tierra de los colores

$800,00
La tierra de los colores $800,00
Entregas para el CP:

Medios de envío

La tierra de los colores

Autor: CHESTERTON, GILBERT KEITH

Editorial: VÓRTICE

I.S.B.N: 978-9879222317

Nro. de Páginas: 224 

Tamaño: 21 x 15 cm

Tapa: Blanda

Idioma: ESPAÑOL

 

SINÓPSIS

Maisie Ward (1889-1975), Amiga de Chesterton de su esposa Frances, y autora de la mejor biografía que se ha escrito sobre él, publicó en 1938, ya fallecido el autor, esta colección de cuentos, poemas, ensayos y dibujos, The Coloured Lands. De ella es también la bella introducción que inaugura el libro. Los lectores encontrarán aquí a Chesterton en diversas etapas de su vida, desde el período escolar a sus últimos años, antes y después de su conversión: ensayista, narrador, poeta, dibujante, testigo, siempre desbordante de humor y amor a la vida y al hombre, siempre niño y asombrado ante las maravillas de lo visible hilo invisible. “ Chesterton vivió entre ventana y mirando hacia afuera, un mundo de realidades. Veía cómo estas realidades eran las raíces de una fantasía fructífera”, dice Maisie. Todo en él es exuberante y feliz, certero de incuestionable. Para comprobarlo no hace falta más que abrir este libro y entrar en su mundo. A las pocas páginas se descubrirá que es el nuestro, aunque lo hayamos olvidado.

 

BIOGRAFÍA

Nació en Londres el 29 de mayo de 1874. En 1901 se casó con Frances  Blogg y en 1922 se convirtió a la fe católica. Murió en Beaconsfield el 14 de junio de 1936. Además de una innumerable cantidad de artículos, narraciones, poemas y dibujos, fue autor de más de cien libros. Entre los más conocidos: El hombre eterno, Ortodoxia, Santo Tomás de Aquino, San Francisco de Asís, La esfera y la cruz, El hombre que fue jueves,  La superstición del divorcio, las biografías de Dickens, Chaucer Stevenson, y la serie del Padre Brown. En la Argentina Tuvo una gran influencia sobre muchos pensadores y artistas, que no dejaron de rendirle un agradecido homenaje: Castellani, Bernárdez, Anzoátegui, Borges, Etcheverrigaray, entre otros. Esa influencia lejos de atenuarse, permanece viva e inalterable merced a las sucesivas ediciones de sus libros, la evocación constante de su pensamiento y de sus sentencias tan agudas como jocosas, y el conocimiento cada vez más amplio de su vida y su obra.